Reseña del programa Open Source Money en Discovery Science

El concepto de la serie de «Open Source Money» de Vision Tree siempre fue intrigante. Es un programa de televisión de realidad documental que sigue las pruebas y tribulaciones de Dragonchain (DRGN) incubada por Disney mientras trata de negociar un camino a través de las peligrosas aguas del escrutinio de la Comisión de Valores y Bolsa de los Estados Unidos (SEC).

Al aproximanse el estreno a las 10 a.m. hora del este el 4 de julio en Discovery Science, Cointelegraph ha logrado obtener un adelanto de los dos primeros episodios. Así que… ¿de qué se trata?

Dragonchain vs. la SEC

Quitando primero las preocupaciones obvias, afortunadamente, el programa no se siente como un instrumento de relaciones públicas y vanidad para Dragonchain.

Claramente, es todo un logro para la compañía ser el objeto de un documental de TV, pero los espectadores no son bombardeados con propaganda pro-Dragonchain en cada oportunidad. En su lugar, la historia de Dragonchain se retoma después de la oferta inicial de monedas (ICO) de 13.1 millones de dólares en noviembre de 2017, cuando la SEC comenzó a tomar un interés más serio en el sector.

Aunque a menudo leemos acerca de las multas que se pagan o el dinero devuelto como resultado de las investigaciones sobre la ICO por parte de la SEC, Open Source Money nos da una mirada al impacto humano.

Vemos al CEO y fundador de Dragonchain, Joe Roets, incapaz de enfocarse en el desarrollo y mejora de la plataforma debido al constante estrés y distracción que se cierne sobre él. En el episodio dos se desahoga, lamentándose:

«Nuestros antepasados se sacrificaron para crear una nación basada en la libertad y la democracia. Ahora nuestro gobierno ataca a sus propios ciudadanos por desarrollar tecnología basada en la más pura expresión de esos valores».

Accesible tanto para los adictos a las criptos como para los que no saben mucho

Open Source Money no está dirigido puramente a aquellos que ya tienen una buena comprensión de la criptomoneda y el espacio de la blockchain.

Los segmentos de Dragonchain se intercalan entre entrevistas con una gran cantidad de figuras de la industria. Solo en los dos primeros episodios se incluyó a Brock Pierce, Alex Mashinsky, Charles Hoskinson, y a Perianne Boring, el fundador de la Cámara de Comercio Digital.

Esto sirve tanto como una introducción útil a la criptomoneda para aquellos que pueden necesitarla, así como un comentario sobre las implicaciones del drama regulatorio por el que está pasando Dragonchain.

Los espectadores no solo aprenden acerca de los mayores beneficios de los sistemas descentralizados sobre los que ofrecen los centralizados, sino también cómo la confusión sobre la regulación de los activos digitales está obstaculizando no solo a Dragonchain, sino a todo el ecosistema blockchain de los Estados Unidos.

La combinación de elementos se adapta bien

Personalmente, encontré esta combinación de elementos como un ganador absoluto.

A pesar de que no me gustan los reality shows, la incorporación del aspecto humano hizo que el programa fuera realmente convincente. También elevó la serie a algo más que otro documental seco sobre la criptomoneda.

El equilibrio, al menos en los dos primeros episodios, entre las criptos siendo accesible para principiantes, el comentario sobre el incierto estado actual de la regulación de los EE.UU., y el drama humano mientras Dragonchain lucha por su propia supervivencia, funcionó muy bien.

Estoy deseando ver cómo progresa la serie, y recomiendo firmemente darle una oportunidad. Se emitirán nuevos episodios cada sábado en Discovery Science a las 10 a.m. y en los servicios de streaming. Más detalles sobre cómo verlos están disponibles en el sitio web del programa.

También hay un concurso «demostrablemente justo» basado en Dragonchain con un premio de 50,000 dólares para los espectadores si necesitan un poco más de convicción.

Los puntos de vista, pensamientos y opiniones expresados aquí son sólo del autor y no necesariamente reflejan o representan los puntos de vista y opiniones de Cointelegraph.

No dejes de leer: