Los casos de ransomware y cryptojacking crecen en México

Los usuarios mexicanos de las redes públicas en la nube informan de un aumento de los ataques de cryptojacking y ransomware en los últimos meses.

Según El Economista, casi tres cuartas partes de las empresas mexicanas que utilizan redes en la nube, entre ellas Amazon, Google y Microsoft, informan de incidentes de seguridad que dan lugar a percepciones negativas por parte de los ciudadanos. Menos de un tercio de los locales confían plenamente en la seguridad de las redes en la nube.

Ataques de ransomware

Las debilidades de seguridad les permiten a los actores de la amenaza desplegar otros ataques relacionados con criptomonedas como ataques de ransomware, incluyendo un caso reciente en el que una compañía petrolera, Pemex, fue blanco de la pandilla DoppelPaymer.

El informe dice que las empresas mexicanas han estado informando de casos en los que ciberdelincuentes desconocidos están utilizando sus recursos de computación en la nube para minar criptomonedas, lo que se conoce como «cryptojacking». Sin embargo, no se dieron mayores detalles acerca de qué criptomonedas son minadas.

Alain Karioty, director general de ventas para América Latina de la empresa de seguridad cibernética Netskope, le dijo a El Economista que estos ataques son el resultado de la falta de conocimiento de las empresas sobre las medidas de seguridad para la computación en la nube.

Leonardo Granda, gerente de ingeniería de Sophos en América Latina, comentó sobre las fallas de seguridad en la red pública que permiten la pérdida de datos:

“Esta pérdida de datos suele deberse a un acceso público mal configurado en el almacenamiento compartido en la nube y al dejar las fuentes de datos abiertas para que los ciberataques las busquen con herramientas como el buscador especializado Shodan pueden exfiltrarlas.”

Los ciberdelincuentes apuntan a los países de América Latina

Otro estudio dado a conocer el 28 de mayo por la Policía Nacional de Colombia muestra que los ataques de ransomware son una tendencia creciente en todo el país.

El informe señala que el 30% de todos los ataques con ransomware en América Latina se han dirigido específicamente a Colombia, donde los actores de la amenaza se han dirigido a las entidades públicas.

Sigue leyendo: