MIT: La votación electrónica necesita más descentralización para proteger las boletas electorales

La pandemia ha obligado a muchas empresas a digitalizar sus operaciones. También ha puesto en primer plano la votación electrónica, especialmente en en Estados Unidos, que se enfrenta a un año electoral.

Según un artículo publicado el 7 de junio por investigadores del Instituto de Tecnología de Massachusetts (MIT) y la Universidad de Michigan. OmniBallot, la popular plataforma de votación electrónica de Democracy Live, es vulnerable a la manipulación de votos. Muchos estados han tratado de usar OmniBallot, que usa Amazon Web Services para registrar votos, pero se ha enfrentado a problemas de seguridad. Un voto en línea más descentralizado es parte de la solución para proteger la privacidad, dicen los investigadores. 

El cifrado de extremo a extremo juega un papel clave

Los investigadores creen que un enfoque descentralizado en el que un votante no necesite depender de un dispositivo específico, software o servidores electorales oficiales es esencial para una votación remota segura.

Como solución, los investigadores propusieron un protocolo de cifrado de extremo a extremo, como el E2E-V criptográfico. Dicen que este protocolo le permitiría a cada votante verificar de forma independiente que su voto fue registrado e incluido correctamente en el resultado de la elección. Destacan que:

«Aunque los expertos creen que E2E-V debería ser un requisito para cualquier sistema de votación por Internet, al mismo tiempo advierten que» ningún sistema de votación por Internet de ningún tipo debe usarse para elecciones públicas antes de que los sistemas de votación verificables de extremo a extremo se hayan implementado y probado reiteradas veces hastaa que se haya adquirido experiencia en su utilización». 

Vulnerabilidad de la plataforma de votación

Los estudios descubrieron que el simplificado sistema de enfoque basado en la web de la plataforma OmniBallot y su amplio uso de servicios e infraestructura de terceros está poniendo en peligro la privacidad de los votantes y la exactitud de su voto. 

OmniBallot supuestamente no tiene intención de buscar una solución descentralizada. El protocolo que utiliza no le permite a nadie la posibilidad de verificar la exactitud de las secciones de la boleta electoral. Esto le abre las puertas a los ciberdelincuentes a ganar el control de la plataforma y cambiar los votos registrados sin que nadie se dé cuenta.

Como informó Cointelegraph anteriormente, el Congreso de los Estados Unidos está estudiando el desarrollo de un sistema basado en blockchain de cifrado de extremo a extremo para permitir la votación remota en el Senado.

Sigue leyendo: