La Asociación Fintech de Singapur dará a sus startups acceso a Corda

La Asociación Fintech de Singapur (SFA) y R3 se han asociado para proporcionar a las startups de la red de la SFA acceso a la blockchain Corda de R3.

En un anuncio el 14 de julio, la SFA dijo que las startups recibirían apoyo del programa de Desarrollo de Riesgos de R3, que proporciona una puerta de entrada al ecosistema de R3 para todas las compañías de la serie A previa que están desarrollando en Corda.

Corda es una plataforma de blockchain empresarial de código abierto que es utilizada por una red en expansión con más de 350 participantes, que crean aplicaciones distribuidas (CorDapp) en la plataforma para una variedad de industrias, como servicios financieros, seguros y atención médica.

Se espera que el acceso a la plataforma blockchain brinde a las strartups de la SFA oportunidades para reducir sus costos, generar nuevas fuentes de ingresos y remodelar los mercados nacionales e internacionales.

El programa de desarrollo empresarial de R3 brinda a sus participantes acceso a eventos comunitarios, talleres, tutorías de los miembros de la industria, así como ayuda para establecer relaciones con los inversores.

La SFA ha dicho que su asociación con R3 forma parte del compromiso a largo plazo de la asociación con el ecosistema blockchain de la ciudad-estado.

El presidente de la SFA, Sr. Chia Hock Lai, dijo: «Este tipo de colaboraciones entre organizaciones con el propósito de apoyar a las empresas de blockchain en su etapa inicial es lo que SFA busca para crear un ecosistema FinTech más fuerte e inclusivo».

Antes de su colaboración con R3, la SFA había establecido asociaciones con la iniciativa OpenNodes de IMDA, Tribe Accelerator, F10 y LongHash.

La SFA también participó en la Singapore Blockchain Week, un evento virtual de blockchain virtual apoyado por el gobierno en junio que reunió a más de 5000 participantes.

La visión central de Corda

Como se informó el otoño pasado, ha habido afirmaciones de que la plataforma Corda de R3, a pesar de su sólida red con más de 350 participantes, ha estado en el centro de los desacuerdos fundamentales entre los ingenieros y la alta gerencia de la compañía.

Las fuentes alegaron que la incertidumbre con respecto a la identidad de R3, esta dividida entre operar como una empresa de software financiero y liderar un consorcio tecnológico más amplio, es uno de los principales factores que contribuyen a los retrasos en el diseño y desarrollo del producto.

Según se informa, también está en cuestión, hasta qué punto la red debería priorizar la interoperabilidad o adoptar un enfoque «maximalista» para impulsar la adopción masiva de Corda.

Sigue leyendo: