Estados Unidos está rezagado en lo que respecta a las CBDC, dice una ex comisionada de la CFTC

Sharon Bowen, quien fuese comisionada de la Comisión de Comercio de Futuros de Productos Básicos (CFTC) de los Estados Unidos, dijo hoy que los Estados Unidos se estaba quedando rezagado al lado de las otras naciones que están trabajando en una moneda digital del banco central, o CBDC.

Durante un webinar organizado por la firma de consultoría Accenture, Bowen, actualmente miembro de la junta directiva de Intercontinental Exchange, dijo que una CBDC ayudaría al dólar estadounidense a mantener su prominencia en la economía mundial.

Ella dijo que si los Estados Unidos no quieren que otras naciones «amenacen su política monetaria o su oferta monetaria» del dólar, debe considerar seriamente las transacciones transfronterizas mediante el uso de una CBDC.

Bowen enfatizó que, si bien el presidente de la Reserva Federal (FED) cree solo el gobierno y no las entidades privadas deberían desarrollar la CBDC, es importante atraer a las múltiples partes interesadas para una perspectiva más diversificada.

Ella dijo: «Es realmente importante que decidamos cómo funcionaría esta tecnología junto con nuestros sistemas financieros existentes y futuros… Tenemos que asegurarnos de que estos mercados estén libres de riesgos operativos y caídas en sus sistemas y, ya sabes, para asegurarnos de que todavía tenemos un sistema financiero resistente».

¿Tarde para el juego?

Además de lo que expresó Bowen, la directora de blockchain en el Foro Económico Mundial, Sheila Warren, dijo que los Estados Unidos ciertamente llegó tarde al juego, pero si está rezagado todavía era una pregunta aparte.

Explicó que las naciones en desarrollo pueden experimentar más fácilmente con una CBDC porque están explorando casos de uso a nivel nacional. «No están preparando la mesa para toda la economía global», agregó.

Para que los Estado Unidos desarrolle su propia moneda fiduciaria digital, dijo Warren, el país necesita evaluar sus prioridades y considerar cuidadosamente qué problemas podrían resolverse a corto y mediano plazo y, a su vez, reconocer qué problemas están fuera del alcance de una CBDC.

Sigue leyendo: