El gobierno de EE.UU. califica de «absurdo» el argumento de Virgil Griffith para desestimar el cargo de conspiración de Corea del Norte

Los abogados que representan al Gobierno de los Estados Unidos presentaron un memorándum judicial en el que se oponen a que se desestimen los cargos contra Virgil Griffith, un antiguo investigador de la Fundación Ethereum acusado de conspirar para violar las sanciones impuestas por los Estados Unidos a la República Popular Democrática de Corea, o DPKR por sus siglas en inglés.

De acuerdo con los registros de la corte presentados el 19 de noviembre en el Distrito Sur de Nueva York, los fiscales se refirieron al argumento del 22 de octubre de Griffith para desestimar los cargos en su contra como «inútil». Utilizando una analogía de un ciudadano estadounidense que proporcionó secretos nucleares a los científicos de la aislada nación el equipo legal alegó que el ex investigador de la Fundación Ethereum prestó un servicio a la República Popular Democrática de Corea:

«Una simple hipótesis pone al descubierto lo absurdo de la posición de Griffith. Según la lógica de Griffith, el [Reglamento de Sanciones contra Corea del Norte] permitiría que un físico estadounidense viajara a la República Popular Democrática de Corea y explicara la ciencia detrás de las armas nucleares a una conferencia de físicos norcoreanos, siempre y cuando la ciencia puede ser encontrada en Internet, no recibiera ningún honorario, y el deseo del régimen de construir armas nucleares no fuese de naturaleza económica».

El Tribunal de Distrito de los Estados Unidos acusó a Griffith en enero de conspirar para violar la Ley de Poderes Económicos de Emergencia Internacional, tras una presentación que hizo en una conferencia de Corea del Norte en abril. El discurso supuestamente contenía información que los agentes norcoreanos podían utilizar para eludir las sanciones económicas con criptomonedas y tecnología Blockchain.

Las autoridades federales alegan que Griffith sabía que la República Popular Democrática de Corea estaba interesada específicamente en métodos para eludir las sanciones mediante el uso de blockchain. Afirman que Griffith envió un mensaje de texto a un asociado, afirmando que planeaba facilitar la transacción de 1 Ether (ETH) «entre Corea del Norte y Corea del Sur», sabiendo de que violaría las sanciones.

Griffith argumenta que su presentación fue un «discurso muy general basado en información disponible públicamente», que no recibió ningún honorario y que no tuvo «utilidad económica». Por lo tanto, alega que los cargos carecen de mérito y que su discurso está protegido por la Primera Enmienda.

Sin embargo, en el memorándum se afirma que Griffith admitió que «explicó conceptos» sobre criptomonedas y tecnología Blockchain a los asistentes a la conferencia en sus interrogatorios con agentes de la Oficina Federal de Investigaciones en mayo y noviembre, y es probable que algunos norcoreanos salieran con una mejor comprensión de cómo utilizar la tecnología Blockchain para eludir las sanciones.

El caso contra Griffith está en curso. Se declaró inocente de los cargos y está libre con una fianza de USD 1 millón.

Sigue leyendo: