Cómo una línea de código acabó con Yam Finance

El ahora notorio proyecto, Yam.Finance, fue lanzado sin realizar una auditoría en su código como hacen muchos otros proyectos en el espacio. Richard Ma, el CEO de la compañía de seguridad blockchain, Quantstamp, le dijo a Cointelegrpah que muchos proyectos de DeFi son lanzados sin auditar para capitalizar usando la psicología inversa:

«No tener una auditoría se considera actualmente una buena forma de utilizar la psicología inversa para hacer marketing». Añadió: «Crea la percepción de que estos proyectos tienen tanta demanda y que estás participando en ellos desde la planta baja, antes de que otras personas se enteren».

Según Ma, muchos proyectos populares como Yearn Finance, Cream y Yearn Finance II se lanzaron de una manera similar. Sin embargo, señala que esto no significa necesariamente que los usuarios de DeFi deban ser paranoicos con estos proyectos tan amados; Ma señaló que «el mayor peligro reside en los primeros días».

Si un proyecto sobrevive a sus primeros dolores de crecimiento, «comienza a acumular muchas revisiones informales de seguridad». En el caso de Yearn Finance, Quantstamp terminó realizando una auditoría formal de seguridad más tarde. Yam no tuvo la suerte de llegar a esta etapa. Aunque Ma realizó una auditoría extraoficial de algunos de los contratos inteligentes de Yam, no auditó el que llevó al fracaso del proyecto. Examinando el código, dijo que una sola línea de código condenó a los agricultores de Yam:

“totalSupply = initSupply.mul(yamsScalingFactor)”

Esto debería estar seguido por “div (BASE)”, en esencia dividiendo el suministro por un número muy grande, 10 seguido de diecisiete ceros. Sin este divisor, la red estaba configurada para crear una inflación “del estilo de Zimbabwe”. Según Ma, no hay forma de corregir este error y, como resultado, aproximadamente USD 750,000 en criptomonedas están bloqueados para siempre.

El CEO de Quanstamp no cree que la debacle de Yam acabe con las DeFi, ya que «la gente de DeFi tiene una forma de estar de acuerdo con la volatilidad». También agregó que muchos influencers de criptomonedas invirtieron en el ahora difunto proyecto, y señaló que «Tantos influencers ingresaron a YAM, es aproximadamente 1/3 de mi feed de Twitter ahora».

La breve historia de Yam.finance quizás se puede resumir de una mejor manera en el siguiente cuadro:

CoinMarketCap

Fuente: CoinMarketCap.

Sigue leyendo: