Comisión de la Cámara de Representantes de EE.UU. examina los riesgos y las regulaciones de las criptomonedas en una audiencia

La comisión de servicios financieros de la Cámara de Representantes de EE.UU. celebró el miércoles una audiencia con legisladores y un grupo de testigos para debatir la regulación de las criptomonedas en el país.

El subcomité de supervisión e investigaciones invitó a testigos expertos a declarar ante el congreso sobre los riesgos y oportunidades de la tecnología Blockchain.

El representante Brad Sherman (demócrata por el estado de Nueva York), miembro principal del Comité de Servicios Financieros de la Cámara de Representantes, no se mostró muy contento con la idea de invertir en criptomonedas para ahorrar para la jubilación:

«Las criptomonedas son muy volátiles, así que si una persona gana un millón de dólares y se jubila a los 45 años, y nueve pierden USD 100,000 … Coinbase gana dinero, y un millonario sale en la tele diciendo lo maravillosas que son, y otros nueve no se jubilan dignamente, sino que pasan a ser elegibles para Medicaid».

También bromeó diciendo que la lotería de California sería una mejor «apuesta» que la tecnología Blockchain:

«La criptomoneda es algo por lo que se puede apostar, pero si la gente quiere tener el espíritu animal de asumir riesgos, prefiero que inviertan en los mercados de valores para apoyar el desarrollo de empresas estadounidenses, o en la lotería de California para apoyar las escuelas de mi estado».

Pero el representante Tom Emmer (republicano por el estado de Minnesota), otro miembro de alto rango del comité, estaba más preocupado porque la interferencia regulatoria estaba impidiendo que los estadounidenses se beneficiaran plenamente del emprendimiento en criptomonedas:

«En los últimos años he tenido la suerte de reunirme con muchos grandes innovadores del espacio de las criptomonedas y blockchain. Un estribillo común durante nuestra discusión es que desean tanto desarrollar sus ideas de criptomonedas y blockchain aquí mismo, en EE.UU. Pero no lo hacen debido a la continua incertidumbre con la regulación de las criptomonedas».

Las lecciones aprendidas de la crisis financiera de 2008 parecían asomarse en las declaraciones de los testigos y miembros del Congreso. La crisis de las hipotecas subprime de ese año en el sector inmobiliario se extendió rápidamente a los sectores financieros adyacentes.

Cuando lo hizo, una salvaje serie de innovadores (y poco manejables) nuevos instrumentos financieros acabaron con grandes franjas de inversores y sumieron a toda la economía estadounidense en una recesión.

Las inestabilidades estructurales y la excesiva euforia que caracterizaron el crecimiento desbocado de los nuevos derivados de valores en este periodo se vieron exacerbadas por las enormes cantidades de apalancamiento.

En los últimos años hemos visto la rápida proliferación de nuevos escenarios y tecnologías que apoyan y amplían la capacidad, el uso, intercambio y la «manipulación» de las criptomonedas, así como de sus redes blockchain subyacentes. Algunos legisladores y reguladores temen que se repita la situación de 2008.

Los esfuerzos por regular la tecnología Blockchain y paliar los riesgos que conlleva su comercialización como valores son un mosaico confuso, puesto que los legisladores se esfuerzan por comprender las nuevas tecnologías y la industria que las está creando.

No todos los legisladores federales son detractores de las criptomonedas. Algunos incluso las respaldan. En una reciente entrevista con CNBC, la senadora estadounidense Cynthia Lummis (republicana por el estado de Wyoming) dijo que espera ver a Bitcoin como un elemento normal de una cartera de jubilación diversificada para protegerse de la inflación. Y a principios de este mes, el Comité Nacional Republicano del Congreso empezó a aceptar donaciones de criptomonedas para los fondos de campaña.

Sigue leyendo: