¿Bitcoin no es verde? ¿Mito o realidad?

Según muchos expertos, la minería de Bitcoin es un negocio sumamente contaminante, por el solo hecho de requerir mucha energía eléctrica. Al parecer, electricidad es sinónimo de contaminación. Lo que implica que, si consumes mucha electricidad, tu huella de emisiones de carbono es alta. Siempre escuchamos que la minería Bitcoin consume más electricidad que muchos países. Pero este tipo de comparaciones rara vez no se hacen con otras cosas. 

¿Cuánta energía consume Internet? ¿Es Internet un negocio contaminante? ¿Cuánta energía consume el negocio de la refrigeración? ¿Cuánta energía consume la comida rápida? ¿Cuánta energía consume la industria del cemento?  ¿Bitcoin no es verde por consumir electricidad? 

Luego de leer varios artículos sobre el alto consumo energético de la minería Bitcoin, uno queda con la impresión de que el problema yace en Bitcoin. Es decir, Bitcoin es sucio, porque genera gases del efecto invernadero debido a su alto consumo eléctrico. Sin embargo, si hacemos el mismo análisis con otros rubros, la solución yace en la creación de energías renovables. El problema no es tanto el consumo de energía, sino la fuente de esa energía. Uno se pregunta: ¿Cuánta energía consumen los servidores de Google? Seguramente muchísima. ¿Es Google uno de los principales contaminantes del mundo? No necesariamente. 

Sigue leyendo: ¿Por qué Bitcoin ha subido tanto y para dónde va?

Hacer una comparación de los números totales entre el consumo energético de la minería Bitcoin y los países del mundo nos puede llevar a conclusiones erróneas. En primer lugar, estas comparaciones parten del principio que toda electricidad es igual. Y no todas las fuentes de electricidad son iguales. Por otro lado, la comparación es algo engañosa en más de un sentido. Sería interesante, por ejemplo, hacer una comparación entre el consumo energético de las distintas redes de computadores. Por ejemplo, ¿Cuánta energía consume Google? ¿Cuánta energía consume Facebook? ¿Cuánta energía consume Amazon? ¿Cuánta energía consumen los teléfonos inteligentes de todo el mundo? ¿Cuánta energía consume la banca? ¿Cuánta energía consumen los Gobiernos? Etc. 

Internet como un todo consume mucha energía eléctrica. La minería Bitcoin consume muchísima energía, pero los mineros siempre están buscando energía barata para poder obtener una rentabilidad. En términos generales, podemos asumir que en los lugares donde la energía es barata, la energía es abundante. Si la energía es barata y escasa, seguramente es porque el Gobierno la subsidia. Y un subsidio de la energía normalmente se realiza con fines económicos. Es decir, para promover el crecimiento económico en una región. En ambos casos, ese consumo extra es bienvenido. De lo contrario, la tarifa eléctrica sería más costosa. Lo que naturalmente espantaría a la minería Bitcoin, porque el negocio dejaría de ser rentable. 

La mayoría de la minería Bitcoin se hace en China. En China, la energía es sumamente económica por varias razones: Abundancia, pocos impuestos, subsidios, etc. Ahí tenemos energía hidroeléctrica y energía generada en plantas que utilizan combustibles fósiles. Las emisiones de carbono provienen de estas últimas. Esas plantas no son verdes. Y ahí es donde tenemos el problema: En el hecho de tener energía contaminante barata. Una energía que contamine no debería ser barata, porque estimula la industria. Obvio que la energía barata aumenta el consumo. La comunidad internacional podría presionar más a China en todo lo relacionado al cambio climático. 

Sigue leyendo: Los Picapiedra vs Bitcoin: ¿Cuál es el mejor sistema?

La minería Bitcoin como un todo no contamina. La contaminación que sí existe está localizada en regiones cuya energía es barata y contaminante. Este grupo de mineros es un grupo minoritario dentro del universo total de mineros. Si colocamos la lupa en estas regiones, no veremos solo a los mineros Bitcoin. De hecho, vemos a ciudades enteras y a todo tipo de industrias. La fuente es el problema, no el consumo. El consumo se puede reducir muy fácilmente: Subiendo el precio de la tarifa. 

Ahora bien, etiquetar a la toda minería Bitcoin como un “negocio sucio” es injusto por el simple hecho de que la mayoría de los mineros utilizan fuentes renovables. Hay mineros “sucios”, pero la mayoría de ellos están en China, utilizando una energía barata patrocinada por el Gobierno. Decir que Bitcoin consume más energía que Argentina y afirmar que no es verde debido a ello es una verdad muy incompleta. La falacia está en presentar el consumo de electricidad como contaminante y en mostrar los números totales en un contexto engañoso. Sería más sensato hablar de la contaminación que proviene del Suroeste de China. Hablar, por ejemplo, de una energía subsidiada proveniente de combustibles fósiles que promueve a un sector industrial insostenible. Lo sensato es fomentar tecnología verde para sustituir a esas plantas no verdes en esa zona. 

En el mundo de hoy, es muy fácil abusar de los números para satanizar lo que no nos gusta. Si somos vegetarianos, podemos usar los números para satanizar de mil maneras la industria de la carne. Pero, también, podemos hacer lo mismo con los vegetales. De hecho, podemos demostrar con números todos los recursos que se “desperdician” en el cultivo de alimentos y lo sensato que sería adoptar una dieta a base de hongos o insectos. Cualquier rubro que escojamos, con el tratamiento adecuado, puede ser presentado como lo peor de este mundo. ¿Acaso el oro es un negocio verde? ¿El dólar es un negocio verde? ¿Cuántos recursos se gastan imprimiendo el papel moneda? ¿Cuánta energía consume el sistema bancario tradicional? 

Sigue leyendo: El Banco de España advierte sobre el «alto riesgo» de las criptomonedas. ¿Es cierto?

Se calcula el consumo eléctrico total de los mineros, y se presenta como algo malo. Pero se venden autos eléctricos como algo bueno. Lo digital es preferible a la impresión de papel. Pero Bitcoin es malo, porque el consumo de electricidad es alto. Bueno, las computadoras consumen electricidad. Pero las computadoras son buenas. Nadie compara el consumo total de los computadores con el consumo eléctrico de ningún país. ¿Por qué? Porque se abusa de los números. Porque la gente hace lo que les da la gana con los números para promover una agenda. 

El problema es sencillo. Se sube el precio de la electricidad “sucia”, y los mineros se mudarán a otro lugar. Así de sencillo. ¿Dónde están esas plantas sucias? ¿Por qué no se colocan más impuestos? ¿Por qué no se construyen alternativas más verdes? 

Si vamos a hablar de contaminación industrial, hablemos de la contaminación industrial. Hablemos del cemento, de los metales, y de la industria tecnológica. Pero, más allá de eso, hablemos de la generación eléctrica. He ahí la raíz del problema: La generación eléctrica con combustibles fósiles. Los emisores de gases del efecto invernaderos. Bitcoin no emite gases. Bitcoin es un código digital. La red Bitcoin no emite gases. Muchas plantas eléctricas sí.