El banco central de Sri Lanka advierte al público sobre los riesgos de invertir en criptomonedas

El banco central de Sri Lanka ha tomado el mercado alcista de las criptomonedas de 2021 como un momento oportuno para advertir al público sobre los riesgos asociados con las inversiones en criptomonedas.

En un aviso oficial publicado el 9 de abril, el Banco Central de Sri Lanka, o CBSL, señaló tres tipos de cripto actividades: minería de criptomonedas, inversión en ofertas iniciales de monedas (ICO) y trading a través de exchanges de criptomonedas. Todos estos, advierte CBSL, exponen a los inversores a riesgos importantes. Como no existen salvaguardas regulatorias para las actividades con criptos en Sri Lanka, la institución ha identificado cuatro áreas principales de preocupación para los inversores minoristas que ingresan al criptoespacio.

El primero implica la falta de un recurso legal o regulatorio específico para los inversores en el caso de cuestiones o disputas relacionadas con sus inversiones. En segundo lugar, una amplia desconfianza en la alta volatilidad del valor de las criptomonedas ha llevado al banco a advertir a los traders sobre su exposición a pérdidas financieras potencialmente grandes.

En tercer lugar, la CBSL afirma que existe una alta probabilidad de que las criptomonedas se asocien con actividades delictivas, incluido el financiamiento del terrorismo y el lavado de dinero. Sri Lanka, en los últimos años, ha sido reconocida por el Grupo de Acción Financiera Internacional por sus esfuerzos para tomar medidas enérgicas contra los riesgos de lavado de dinero y aseguró su exclusión de la denominada “lista gris” de jurisdicciones problemáticas.

La última advertencia, específica a las regulaciones cambiarias en Sri Lanka, implica la posible violación por parte de los traders de la Ley de Divisas del país. El banco dice: 

«Dado que las monedas virtuales se intercambian como activos en Exchanges, la compra de monedas virtuales desde el extranjero conduciría a una violación de las Regulaciones de Divisas, ya que estas no se identifican como una categoría de inversión permitida en términos de la Ley de Divisas Nº 12 de 2017 (FEA). Las tarjetas de transferencia electrónica de fondos (EFTC), como las tarjetas de débito y las tarjetas de crédito, tampoco están permitidas para ser utilizadas para los pagos en moneda extranjera relacionados con las transacciones de moneda virtual, en términos de la Normativa de Divisas en Sri Lanka.»

Como se informó anteriormente, aunque el CBSL puede desconfiar de las criptomonedas descentralizadas, ha iniciado un proyecto nacional para probar su tecnología subyacente, blockchain, por su potencial para mejorar el intercambio y la gestión de datos de Conozca a su Cliente. 

Sigue leyendo: